Obtener Banner: 300x120 220x120 Más Opciones

El consejo de un químico: No hagas Dry-Burn a tu resistencia

El consejo de un químico: No hagas Dry-Burn a tu resistencia
El consejo de un químico: No hagas Dry-Burn a tu resistencia

El Dr. Mirosław Dworniczak, es un químico que se interesó en el vapeo después de dejar de fumar hace unos años. En un blog sobre la Ciencia de la nicotina y sus políticas, discute la práctica común del Dry-Burn al limpiar las resistencias.

El dry-burn (calentar la resistencia hasta ponerla al rojo vivo) tiene lugar cuando se aplica mucha energía a una resistencia para calentarla y "limpiarla" de residuos de fabricación o de uso, y a veces también es utilizado por los usuarios para hacer más fácil la alineación y el espaciado al momento de fabricarla.

Sin embargo, según los especialistas, esta práctica afecta a la estructura de la aleación o del metal de que está hecha la resistencia en la superficie, y puede dar lugar a la producción de algunas partículas no deseadas que pueden adherirse al vapor y acabar siendo ingeridas por el usuario.

La cuestión del dry-burn ya fue abordada anteriormente por el Dr. Konstantinos Farsalinos, que estudió el asunto con la ayuda de un experto en ciencias de los materiales, Pedro Carvalho. Los investigadores llegaron a la conclusión de que la práctica no debe realizarse en ningún tipo de resistencia.

¿De qué está hecha una resistencia?

La composición química de los elementos calefactores está sujeta a las tendencias, pero siempre consiste en un alambre de resistencia que se expone a una corriente eléctrica. Se utilizan diferentes tipos de cables de resistencia y su grado y calidad dependen de la marca.

Como resume el Dr. Dworniczak, se utilizan generalmente kanthal, acero inoxidable, níquel y, últimamente, metales puros como el níquel o el titanio.

El kanthal es una aleación de hierro (Fe, 70%), cromo (Cr, 20-30%) y aluminio (Al, 4-7%). Cuando se calienta, los óxidos de aluminio forman una capa protectora en la superficie del alambre. El kanthal es una de las raras aleaciones utilizadas en los elementos calefactores que no permiten el control de la temperatura por los mods más avanzados.

El níquel es una aleación de cromo (Cr, 80%) y níquel (Ni, 20%). Cuando se calienta a la llamada temperatura roja, se desarrolla una capa exterior de óxido de cromo (III), que protege el elemento calefactor de una mayor oxidación.

El Ni200 es un material completamente de níquel (Ni). El óxido de níquel se forma cuando el alambre se calienta por encima de los 400°C. Dependiendo del grado de oxidación pueden formarse dos tipos de óxido, el óxido de Ni verde es inerte pero el óxido de Ni negro es muy reactivo.

El acero inoxidable (SS) se ha introducido últimamente en el mercado de los vapeadores. El acero es una aleación de hierro (Fe) y carbono (C). La propiedad inoxidable del acero se debe a la presencia de al menos un 13% de Cr. El Cr evita que el óxido de cromo forme una capa protectora. Algunos contaminantes en forma de residuos de metales están presentes en el SS. El SS316 clásico contiene también pequeñas cantidades de molibdeno (Mo, 2,5%) y manganeso (Mn, 2%).

¿Por qué es peligroso el dry-burn?

Por 3 razones:

- El revestimiento de material oxidado que se forma en la superficie puede desprenderse durante el vapeo y ser transferido a los pulmones al mismo tiempo que el vapor, en forma de partículas microscópicas, o materia particulada.

- Las partículas pueden causar alergias. El níquel, por ejemplo, es reconocido por causar erupciones en la piel, picazón y enrojecimiento. El Ni también es un compuesto cancerígeno cuando se combina con el monóxido de carbono (CO), un producto de la combustión incompleta de carbohidratos. Por lo tanto, este tipo de toxicidad es probablemente menos relevante en el caso de los cigarrillos electrónicos que en el de los productos de tabaco combustibles.

- Las partículas también pueden ser tóxicas para los organismos. Se encuentran casos de esa toxicidad, por ejemplo, en los casos de soldadores expuestos a óxidos de manganeso (Mn).

Según el químico, el dry-burn puede amplificar el proceso normal de corrosión en la superficie de una resistencia y deteriorar prematuramente la calidad del elemento calefactor. Los efectos tóxicos (para el Mn) o cancerígenos (para el Cr (VI), una forma más oxidada en comparación con el Cr (III)) son improbables ya que la dosis es mínima.

Dry-burn no intencional

También puede producirse un dry-burn involuntario cuando el líquido se agota en el tanque y el algodón no está suficientemente húmedo. Si esto ocurre, se aconseja simplemente deshacerse de la resistencia quemada y montar una nueva.

Del mismo modo, no es una buena idea reutilizar las resistencias viejas, ya que probablemente ya se habría iniciado algún nivel de corrosión y la superficie del metal ya sería relativamente más frágil.

Poniendo las cosas en perspectiva

A pesar de lo anterior, todavía no hay razón para pensar que un dry-burn haría que el vapeo fuera peor que el fumar. No obstante, sí aumenta el riesgo de liberar compuestos potencialmente nocivos que pueden ser inhalados por el usuario. Para comprobar la consistencia de una resistencia de fabricación casera y limpiarla de residuos de fabricación, puede ser más apropiado un calentamiento moderado del alambre.

Hoy en día, los elementos calefactores hechos de cerámica están presentes en el mercado. Se están realizando pruebas de esos elementos y los resultados se harán públicos en breve. Sobre el papel, ese material parece ser una opción más segura que las aleaciones o los metales, pero en realidad hay dos tipos de resistencias de cerámica con dos niveles de seguridad muy diferentes.

Ya que estamos tan preocupados por la seguridad a la hora de seleccionar la mejor calidad de líquido y comprar los mods más avanzados que permiten el control de la temperatura, ¿por qué no seguir el consejo de los expertos y también evitar quemar las resistencias mientras se asegura que están limpias?


Suscríbete a Vapeadores.com y recibe notificaciones por email cuando publiquemos nuevas entradas o haya nuevos sorteos.

Únete a otros 8.810 suscriptores


Deja un comentario